29 de marzo de 2010



Cuando las nubes, los truenos y los relámpagos se acercan siempre pienso que...

...detrás de una tormenta amanece un radiante día




4 comentarios:

Eurice dijo...

Es lo que suele acontenecer, amaneceres llenos de pletorica y radiante claridad...mi gusto se inclina sobre manera por las tormentas, los rayos y los truenos me parecen el grito más extraordinario de la Naturaleza...
Que disfrutes Gaia de esta S. Stª y de la Pascua.
Un abrazo

Gaia dijo...

Eurice, pues te confesaré que yo también soy una amante de las tormentas y de cualquier otro fenómeno natural que muestra la Fuerza de nuestra Madre Tierra.

Pero de la misma forma también soy devota de esos días que llegan después de una tormenta, con olor a tierra mojada y una visibilidad que te hace ver las cosas tan claras...

Que pases muy buena semana también y un fuerte abrazo.

Reysagrado dijo...

Sonrío ante las Tormentas, quizás por eso, en los momentos en que todo parece tormentoso, siempre encuentro un Rayo de Sol...

I´m only happy when it rains;)

Gaia dijo...

Tú si que eres un Rayo de Sol Reycito, aunque a veces también es verdad que provocas algun que otro trueno ;)